Noticias

Comunicación

16/12/2015

Unidad Popular propone un plan para solucionar el problema de contaminación causada por la fabricación de lindano

Alberto Ferraz, Trini Rincón y Sebastián Agudo miembros de la candidatura altoaragonesa de Unidad Popular, han participado en un acto sobre “la defensa de nuestra tierra de la contaminación química” celebrado hoy en Sabiñánigo. El acto tenía como objetivo exponer las propuestas de Unidad Popular en el ámbito de la defensa ecológica del territorio frente a la contaminación química.

El candidato al Congreso por Unidad Popular, Alberto Ferraz, ha señalado que “Unidad Popular apuesta por la elaboración Un Programa de Residuos Peligrosos que incorpore un Plan Integral de descontaminación del lindano”. 
El lindano, por sus efectos secundarios, la altísima toxicidad de sus residuos y lo peligroso del proceso de obtención, está totalmente prohibido en la Unión Europea. Por lo que resulta increíble que uno de los casos más graves de contaminación de Europa occidental sea tan desconocido y que, pasados 37 años desde el comienzo de los vertidos, existan todavía  focos activos, por lo que la situación es cada día más peligrosa sin que se hayan tomado medidas reales para resolver el problema. 
La fábrica de Inquinosa, instalada en Sabiñánigo, produjo más de 300.000 toneladas de residuos altamente peligrosos, que se abandonaron en los vertederos de Sardas y Bailín, en vertidos incontrolados por terrenos de Jaca, Puente la Reina, Sabiñánigo, aún sin localizar, e  inyectadas en los pozos de gas improductivos del río Aurín. Además, todavía hay dos importante focos activos, uno en la vieja fábrica y otro en el embalse de Sabiñánigo, en el río Gállego. 
Por la ubicación de la fábrica, por la peligrosidad de los residuos (que producen graves daños sobre la sangre, el hígado, los riñones, son carcinógenos y mutágenos,  tóxicos para la reproducción y bioacumulativos) y por la ubicación de los vertederos, que pareciera que se hubiera decidido para contaminar el río Gállego para que actuase como distribuidor de la polución aguas abajo, se ha hecho realidad la peor de las pesadillas ambientales que se pudiera imaginar. 
Esto debe de hacernos reflexionar sobre los efectos catastróficos, desde el punto de vista ambiental y económico (por sus efectos sobre la salud, el turismo, la agricultura, la ganadería, así como por los costes asociados a la descontaminación), de cualquier actividad humana que no tenga en cuenta el equilibrio natural. No nos vale que todo ello se justifique por que se generan puestos de trabajo, a medio plazo esto resulta absolutamente falso. 
Por todo ello Unidad Popular propone que el Gobierno de Aragón: 
 ·        Elabore de un Programa de Residuos Peligrosos que incorpore un Plan Integral de descontaminación del lindano, el cual debe tener por objetivo la descontaminación integral de toda la zona contaminada y del río Gállego y el tratamiento de los residuos. 
·        Que establezca un plan riguroso de control de la producción de productos químicos y biológicos en su territorio, prohibiendo todos aquellos que no sean estrictamente imprescindibles. Promueva la industria, la agricultura y la ganadería ecológicas y el abandono de la utilización de productos químicos no biodegradables.

Galería