Soro explica el Plan Extraordinario de Inversiones en Carreteras como modelo pionero para impulsar la renovación de los ejes principales

Spread the love

La propuesta ha despertado el interés del auditorio del V Congreso Andaluz de Carreteras en el que se concentran los principales representantes del sector de las infraestructuras de comunicaciones

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, ha participado en el V Congreso Andaluz de Carreteras “Hacia la próxima generación de carreteras” que organiza la Asociación Española de la Carretera y que supone uno de los foros a nivel estatal para el sector. José Luis Soro ha intervenido en la mesa de consejeros de infraestructuras para presentar la propuesta que está desarrollando Aragón, que es pionera y que despierta interés en el sector como fórmula de gestión para el acondicionamiento y conservación de los ejes principales de comunicación. Sobre este tema se hablará también esta tarde en una mesa específica sobre financiación de obras públicas.

El Plan Extraordinario de Inversiones en Carreteras es un modelo de concesión de obra pública con pago por disponibilidad a 25 años. Tal y como ha señalado Soro “nos permitirá actuar en 1.800 kilómetros, divididos en 11 itinerarios, con una inversión de 550 millones que se ejecutará en 30 meses”. Aragón es pionera en el Estado a la hora de plantear este tipo de modelo de gestión y mejora de la red pública, Soro ha destacado que es necesario “buscar nuevas fórmulas para atajar los problemas de seguridad vial”.

Soro ha destacado que “vamos a conseguir una mejora sustancial de la red principal de carreteras en dos años, pero, además, garantizamos su conservación óptima durante los próximos 25 años y liberamos recursos públicos para atender la red secundaria, que es siempre es la gran desfavorecida ya que no se cuenta con recursos en el presupuesto ordinario para atenderla”. Soro ha destacado que “con la puesta en marcha del Plan Extraordinario, desde el Gobierno de Aragón vamos a poder atender las necesidades de otras carreteras que, por su baja intensidad de tráfico, no entran nunca en las programaciones de actuaciones con cargo a los presupuestos ordinarios”.

El consejero ha señalado “este plan despierta mucho interés en otras Comunidades Autónomas así como en el sector de las empresas de obras públicas, es una solución innovadora que puede permitir un aumento de la seguridad vial muy sustancial”.

Tal y como ha explicado el consejero, se trabaja ya para la licitación de los contratos de concesión de obra pública para la redacción de los proyectos de construcción, las obras de ejecución de las obras de acondicionamiento o refuerzo de firme y el mantenimiento ordinario de las carreteras durante 25 años. El objetivo es licitar este año para que los contratos estén adjudicados en 2023 y puedan comenzar las obras.

Las empresas concesionarias realizarán una inversión inicial y recibirán un pago periódico, tras la ejecución de las obras iniciales, en función del nivel de disponibilidad de las carreteras, es decir “se evaluará el estado de las mismas a través de unos indicadores de calidad y servicio que están definidos en los pliegos y se abonará la cantidad estipulada en función del cumplimiento de estos indicadores durante 25 años” ha explicado Soro. El consejero ha estado acompañado por el director general de Carreteras, Bizén Fuster.

Un futuro más sostenible
Uno de los temas centrales del Congreso es la aplicación de sistemas más sostenibles en las carreteras y la búsqueda de materiales alternativos para la construcción y la mejora de la seguridad vial. En el Congreso se exponen las principales novedades en cuestión de materiales para mejorar la seguridad, minimizar el ruido.