Noticias

Comunicación

20/10/2020

CHA pregunta en el Senado por el incumplimiento de plazos para restaurar el Castillo de Montearagón

CHA pregunta en el Senado por el incumplimiento de plazos para restaurar el Castillo de Montearagón

Para César Ceresuela, presidente de CHA-Plana de Uesca, “la situación extraordinaria que estamos viviendo con la covid-19 no puede ser las excusa para no cumplir los compromisos de la rehabilitación y puesta en valor del castillo de Montearagón, y es que desde 1931, cuando fue declarado Monumento Nacional, se está a la espera de una restauración integral que lo convierta en un foco de atracción cultural y turística”

El proyecto de restauración del Castillo de Montearagón fue recibido en el Instituto del Patrimonio Cultura de España (IPCE) con fecha 27 de noviembre de 2019, con un coste de redacción de 84.700 euros. El Gobierno de España respondió el 6 de febrero a una pregunta trasladada por CHA que  “la contratación de la ejecución de las obras debía tener lugar a lo largo de la presente anualidad, con previsión de un plazo de 6 meses para la tramitación de la licitación mediante un procedimiento abierto de contratación, adjudicación e inicio de los trabajos”. Las obras tienen un presupuesto de 1.505.266,22 euros y una duración de 14 meses.

Y es que septiembre de 2020 era la fecha que desde el Ministerio de Cultura y Deporte  se había establecido para el comienzo de estos trabajos, pero a día de hoy nada se sabe, por lo que a través del Senador de Compromís, Carles Mulet, se han registrado las siguientes preguntas a iniciativa de CHA: ¿Cuál es la causa de que no haya comenzado a ejecutarse el proyecto de restauración del Castillo de Montearagón?, ¿se han licitado y adjudicado las obras?. Si la respuesta es positiva, ¿cuál es el nuevo cronograma que maneja el Gobierno de España para la ejecución del proyecto?.

César Ceresuela, presidente de CHA-Plana de Uesca, recuerda que “la intervención en el castillo urge de una forma extraordinaria puesto que se trata de retirar escombros que dañan las murallas, recuperar el drenaje natural para evacuar aguas y humedades que ponen en riesgo la estabilidad de las murallas y la reposición de paños de algunos muros para cerrar el perímetro de la muralla para prevenir los actos de vandalismo que desgraciadamente  sufre el castillo de forma demasiado habitual”.

Para Ceresuela, “la situación extraordinaria que estamos viviendo con la covid-19 no puede ser las excusa para no cumplir los compromisos de rehabilitación y puesta en valor del castillo de Montearagón, y es que esta actuación debe ser considerada no solo necesaria, también prioritaria, por la importancia histórica y arquitectónica de este patrimonio, para convertirse en un foco de atracción cultural y turística como ya lo es el castillo de Loarre”.

Montearagón es fundado por Sancho Ramírez de Aragón, para desde allí tomar la ciudad de Huesca, ha servido tanto como residencia de reyes como sepulcro de los mismos, y como monasterio real, y su importancia hizo que fuera declarado como Monumento Nacional ya en 1931, aunque desde entonces espera su restauración integral.

Galería