El ayuntamiento de Biscarrués critica los recortes en salud, tras saber que se queda sin médico, y denuncia la falta de comunicación del Gobierno de Aragón

Spread the love

Mañana 30 de abril va a ser el último día que Biscarrués reciba el servicio de su médico durante más de veinte años, Sergio Naya, ya que su plaza ha sido amortizada y se le ha obligado a pedir el traslado a Huesca.

Este médico atiende además a Piedramorrera, Erés, Ardisa y realiza guardias y otras tareas en los pueblos del Centro de Salud de Ayerbe.

Así mismo se ha amortizado la plaza del médico de Las Peñas de Riglos que se jubila próximamente y a partir de ese momento los once pueblos de este municipio deberán ser atendidos por los médicos que queden en el centro de salud de Ayerbe.

Este centro va a pasar de contar con 6 médicos a 4 médicos que tendrán que atender un territorio muy disperso desde Ena y Centenero, pasando por Murillo, Agüero, Santolaria, Biscarrués, Ardisa, Loarre y Ayerbe, todos ellos con sus pueblo pedáneos por lo que la calidad del servicio empeorará notablemente al tener que repartir los pocos recursos que quedan entre muchas más localidades.

La noticia ha cogido por sorpresa a los vecinos, que se han enterado por el propio médico, sin que en ningún momento el Gobierno de Aragón haya informado a los afectados ni haya explicado las razones de estos recortes innecesarios que juegan con la salud de las personas, mientras el sueldo de dos médicos es insignificante comparado con otros gastos que realiza la administración.

Mañana miércoles, último día, los vecinos realizarán una despedida y una protesta en la puerta del consultorio médico de Biscarrués a las 12,30 h.