Finalizada la fase de consolidación y servicios generales de la estación de Caminreal

Spread the love

Soro ha explicado que se trabaja ya en la revisión del proyecto de la segunda fase para poder licitar en el menor tiempo posible

El edificio está llamado a ser una de las subsedes del Museo Aragonés del Ferrocarril y contará con una nave, ubicada en Fuentes Claras, que será el espacio en el que se instalen los coches y locomotoras históricos

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, ha visitado el edificio de la antigua estación de Caminreal tras la finalización de los trabajos de la primera fase del proyecto de rehabilitación. Las obras han supuesto una inversión de 922.598,67 (IVA no incluido) euros y han sido cofinanciadas a través del fondo FITE y gestionadas a través de Suelo y Vivienda de Aragón.

Este edificio está llamado a ser una de las sedes del futuro Museo Aragonés del Ferrocarril. Tal y como ha señalado José Luis Soro “las actuaciones se han centrado en las fachadas, cubiertas, retejado, fachadas, recuperando los colores originales para darle las tonalidades cromáticas que tenía en su inicio”. Soro ha recordado que es un edificio que ya es propiedad de todos los aragoneses dado que “se adquirió a Adif el pasado mes de septiembre por un importe de 82.360 euros”. La adquisición incluye tanto este edificio y terreno circundante, como la parcela en la que se construirá la futura sede del Museo Aragonés del Ferrocarril, que albergará los coches y locomotoras históricos.

Soro ha recordado que este proyecto es estratégico tanto porque recupera la esencia ferroviaria de Aragón y genera desarrollo económico y social, como elementos dinamizadores para la comarca. José Luis Soro ha señalado que además es una reivindicación también del Corredor Cantábrico Mediterráneo.

El edificio, con una superficie cubierta de 945m², se destina en planta baja a zona expositiva y en planta primera a albergue, con 42 plazas de alojamiento distribuidas en ocho habitaciones. Las obras comenzaron con una limpieza de la vegetación, escombros y basuras presentes en el interior y el exterior del edificio.

Se actuó también en la eliminación de tabiques y en la recuperación de pavimentos originales. La intervención en la cubierta ha servido para el retejado de la misma y la mejora de algunos de los elementos metálicos de la estructura. Los principales trabajos han consistido en la reparación de la cubierta y recuperación de los exteriores de la manera más fiel al aspecto original, incluso recuperando elementos. En la siguiente fase se acometerán los trabajos de colocación de las carpinterías exteriores, pavimentos, iluminación, etc.

Las obras se han realizado preservando la imagen original del edificio y usando siempre técnicas de restauración edificatoria. En el interior, se han acometido las instalaciones generales en el edificio y se ha realizado una primera delimitación de los espacios.

Se ha rehabilitado también el edificio de aseos de la antigua estación, junto al edificio de la estación, manteniendo su uso como aseos del museo, destinando un espacio a lavandería. También en esta fase se han desarrollado las obras para ejecutar un recinto de instalaciones semienterrado, donde se ubican las instalaciones de extinción de incendios, maquinaría de extracción de aire, grupo de presión para el abastecimiento de agua, etc.

Las obras de esta fase incluyen los trabajos necesarios para dotar al edificio de estabilidad estructural y medidas de protección necesarias para su conservación. Los trabajos han sido desarrolladas por la empresa Construcciones Iberco S.A.U., se iniciaron el 21 de enero de 2021 bajo la dirección de Siste Arquitectura y han concluido el 17 de enero de 2022.

Respecto a la siguiente fase de actuación
El consejero José Luis Soro ha explicado que se trabaja ya en la licitación, por segunda vez, de los trabajos incluidos en la segunda fase. Una licitación que se publicará en breve, una vez se haya revisado el proyecto y se aplique un incremento en el presupuesto para hacer frente al aumento generalizado de los precios de los materiales de los últimos meses.

Soro ha explicado que la primera licitación quedó desierta, “un problema que nos estamos encontrando a raíz del aumento de los precios de los materiales y de la energía eléctrica”. Tras la licitación pública, se realizó un procedimiento restringido invitando a cuatro empresas. Soro ha señalado que “queremos que este año se puedan adjudicar e iniciar las obras y para ello estamos revisando los precios”.