CHA critica la “dejadez” del Equipo de Gobierno Municipal en el control de la Inspección Técnica de Edificios (ITE) en Huesca

Spread the love

En las últimas semanas han sido varias las intervenciones de los bomberos ante la caída de cascotes desde aleros de edificios en la ciudad de Huesca, ubicados principalmente en el coso oscense.

Desde CHA recordamos que para reducir este tipo de incidentes en edificios antiguos, contamos con la Inspección Técnica de Edificaciones (ITE), un instrumento de fomento de la conservación de los edificios. La Ordenanza Municipal Reguladora del deber de la Inspección Técnica de Edificios fue aprobada por el Pleno Municipal el 28 de marzo de 2012 y establece una inspección periódica de  carácter obligatorio para todos los edificios cuya antigüedad supere los 50 años.

Dicha Ordenanza incorpora un listado de los edificios que debían haberla superado, y queremos poner de manifiesto que solo en los Cosos la mitad de los 105 edificios que deberían de haber pasado la inspección, no cuentan con la pertinente placa que acredita haber superado esta inspección. 

Para Sonia Alastruey, coordinadora de CHA-Uesca, “se está haciendo dejación en esta materia, porque hay que actuar para el cumplimiento de esta ordenanza, por varios motivos, garantizar la estabilidad del edificio y por tanto su durabilidad y seguridad, mantener o alcanzar las condiciones de confort reduciendo los consumos energéticos, evitar la depreciación de los edificios manteniendo o aumentando su valor de mercado y mejorar las expectativas de alquiler o venta, ya que una ITE favorable constituye una garantía para vendedores, compradores o arrendatarios del buen estado del inmueble”.

Además con esta inspección el ayuntamiento conoce el verdadero estado de los edificios, ya que no siempre los fallos estructurales se ven a primera vista o hay algún vecino afectado capaz de denunciar el incumplimiento por parte de ciertos propietarios de su obligación, tal como marca la Ley, de realizar los trabajos y obras precisos para conservarlos o rehabilitarlos, a fin de mantener en todo momento las condiciones requeridas para la habitabilidad o el uso efectivo.

El incumplimiento de realizar y presentar la ITE en e Ayuntamiento supone una infracción urbanística que puede conllevar la imposición de sanciones y su ejecución por el Ayuntamiento, repercutiendo el coste en los propietarios obligados.