CHA participa en los actos celebrados en El Frago, Castiliscar y Uncastillo para homenajear a las víctimas del franquismo

Spread the love

Isabel Lasobras, Secretaria General de CHA, y Armando Sancho, coordinador de CHA-Ejea han participado en el homenaje a Juan Beamonte Palacio, Cándida Antonia Bueno Iso y los once vecinos y vecinas de Uncastillo asesinados por el fascismo en 1936

La Secretaria General de Chunta Aragonesista, Isabel Lasobras, ha participado en los últimos días, junto al coordinador de CHA en Ejea de los Caballeros, Armando Sancho, en una serie de actos de Memoria Democrática celebrados en la comarca de Cinco Villas.

El pasado 11 de septiembre, Lasobras asistió junto a Sancho al acto celebrado en el cementerio municipal de El Frago para descubrir la placa homenaje a Juan Beamonte Palacio, alcalde del municipio en 1936, y que fue asesinado en Sierra de Luna el 11 de septiembre de 1936.

El 17 de septiembre, la Secretaria General y el coordinador de CHA-Ejea participaron junto a un grupo de hombres y mujeres de CHA en el cambio de nombre de las escuelas municipales de Castiliscar, que pasaron a llamarse ‘Cándida Antonia Bueno Iso’.

Se trata de un homenaje a la maestra de estas escuelas que fue detenida junto a su hermano y trasladada a la cárcel de Ejea. “De allí fueron llevados al cementerio de Farasdués donde les asesinaron. Previamente, sus verdugos la violaron”, recuerda Lasobras.

Finalmente, Armando Sancho e Isabel Lasobras acudieron junto a un grupo de militantes de CHA al acto organizado el 18 de septiembre en el cementerio municipal de Uncastillo por las asociaciones memorialistas CHARATA y CHAMA, para homenajear a las once víctimas del fascismo asesinadas en 1936.

“Los restos de estas personas asesinadas fueron entregados a sus familias para darles un entierro digno. Diez de ellas eran mujeres, asesinadas y enterradas en Farasdués el 31 de agosto de 1936, con edades de entre 32 y los 61 años: Lorenza Arilla Pueyo, Narcisa Aznárez Lizalde, Inocencia Aznárez Trapo, Josefá Casalé Suñén, Julia Olaveras Martínez, Isidora Grasa Arregui, Melania Lasilla Pueyo, Felisa Palacios Burguete, Andresa Viartola García y Leonor Villa Guinda. Y el otro, un hombre joven, de 21 años: Martín Cortés Lasilla, fusilado y enterrado en Sádaba el 30 de julio de 1936”, ha explicado Sancho.